Buscador de noticias

Translate

28/1/09

Los artistas de Castillay Leon Creen que instituciones como el Musac o el Patio Herreriano deben cumplir un papel de estímulo para el arte y los artis

28 enero 2009

Los artistas de Castilla y León han decidido unir sus voces para que se les tenga en cuenta. Romper con años de individualismo y de hacer la guerra cada uno por su cuenta, no es fácil, pero se han puesto en camino. La asociación Artistas Visuales Agrupados de Castilla y León ha empezado a tomar impulso desde que recientemente invitara públicamente a la Junta y por extensión al resto de las instituciones de la región a que trasladara a Castilla y León el Código de Buenas Prácticas que los sectores implicados en el arte -entre ellos la asociación en la que se incluyen los artistas de la región- y el Ministerio de Cultura suscribieron recientemente. El futuro nombramiento del director del Musac estaba en el fondo de la petición.
Sus reivindicaciones son muchas y sus resultados, de momento, escasos, pero han comenzado a hacer oír su voz. Piden transparencia en la gestión del dinero público que se invierte en arte; que se escuche su voz en los temas que les competen; que se dignifique la función del artista y que instituciones como el Musac, el Patio Herreriano o el Esteban Vicente cumplan un papel de revulsivo para la creación regional.
«Hasta ahora cumplen una misión educativa. Muestran el arte contemporáneo y lo que se hace fuera. Pero no han cumplido ningún papel de estímulo con la creación de Castilla y León. Esto en Cataluña no pasaría. Allí tienen muy claro cómo fomentar a sus artistas. El deber de estas instituciones es dejar un espacio para que sirva de revulsivo a la creación regional». Esta crítica que suscriben Javier Bustelo y Javier Redondo en su calidad de miembros de la junta directiva de la asociación salva la actuación del Da2 de Salamanca, «que sí deja espacio para la creación local, como antes también lo hacía el Musac, aunque ha dejado de hacerlo».
La junta directiva de la asociación se ha reunido hasta ahora con la directora general de Patrimonio Cultura, Luisa Herrero, y con la concejala de Cultura de Valladolid, Mercedes Cantalapiedra. En ambas reuniones se puso sobre la mesa el Código de Buenas Prácticas, ya que las instituciones que representan están inmersas en un proceso de selección de directores de museos: del Musac, en el primer caso y del Museo de la Ciencia, en el segundo. «Hay que establecer una fórmula. No se pueden seguir eligiendo a dedo. Tiene que haber un concurso público y un proceso de selección, que tenga en cuenta los méritos de los candidatos y su proyecto para el museo. Otra forma de hacer las cosas es propia del pasado y de la costumbre de injerencia de los políticos en la marcha de las instituciones culturales. Algo que en Europa ya no pasa».
Con respecto al Musac quieren dejar claro que no tienen nada en contra de Agustín Pérez Rubio. «Seguro que su proyecto sería de los mejores si hubiera un concurso, dada su experiencia».
La asociación va a poner en marcha servicios de asesoría jurídica y fiscal para sus asociados, que esperan pasen del centenar con una campaña de afiliación iniciada a principios de año. «Queremos implicar a la gente joven, porque ellos serán los primeros beneficiados si cambia la situación».
Publicar un comentario