Buscador de noticias

Translate

24/3/09

El padre del Pop-art británico se pasa al photoshop


David Hockney, considerado padre del pop-art británico, ha imprimido un nuevo rumbo a su proceso creativo: ha decido trocar el pincel por el píxel para sus últimos retratos y paisajes. Según informa The Sunday Telegraph, Hockney, de 71 años, trabaja ahora directamente sobre la pantalla, mezclando colores y consiguiendo efectos que antes sólo se lograban con los medios tradicionales. No es la primera vez que un artista recurre alsoftware electrónico, pero hasta hace poco esas creaciones no tenían nada de sutil y delataban inmediatamente el medio artificial utilizado.

Sin embargo, en el último año han aparecido ordenadores que trabajan a gran velocidad y permiten todo tipo de maravillas, según explica Hockney al periódico. "Es un nuevo medio que ha resultado además fantástico", señala el artista, según el cual, al imprimirse después las imágenes, "puede verse que están hechas a mano....es un medio muy directo, nada se interpone entre uno y la marca".

"Pueden mezclarse los colores (sobre la pantalla)...y así se consiguen efectos de una sutileza increíble", dice Hockney, que está haciendo ediciones limitadas de esas nuevas obras, ediciones de siete a 25 ejemplares que cuestan entre 7.700 y 21.000 euros. El artista británico utiliza el software Adobe Photoshop, cuya última versión salió en septiembre, y dibuja con un estilo o punzón sobre una tableta electrónica conectada con su ordenador.

Según Hockney, con ese medio se "pierde textura física, pero se gana velocidad con el color, lo que es algo inusual. Con un pincel, todo sería mucho más lento". Entre las primeras obras ejecutadas con ayuda del ordenador figuran paisajes de la campiña del condado de Yorkshire, cerca de su casa de Bridlington, que se exhibirán próximamente en una galería londinense. El experto suizo Hans Ulrich Obrist, codirector de exposiciones de la galería Serpentine, de Londres, que le visitó recientemente en Yorkshire y vio algunas de esas obras, expresó su sorpresa: "Al principio creí que eran pinturas".

Siete millones por una 'Ama de casa'

Han pasado 20 años desde la última vez que la obra Beverly Hills housewife (Ama de casa de Beverly Hills), de Hockney, fue expuesta en Reino Unido. Ahora el público puede disfrutar de esta pieza clásica, que pertenece a la colección de Betty Freeman, hasta que sea subastada en mayo junto a otras piezas salidas del pincel de Hockney. La casa subastas Christie's espera obtener entre cinco y siete millones de euros por este cuadro.

La obra, de 1960, pertenece a la serie California dreaming y representa a la propia Betty Freeman, una coleccionista estadounidense de arte fallecida el pasado mes de enero y cuyas posesiones están siendo subastadas. En 2006, The splash, otra obra del artista, también de la serie californiana, fue subastada por casi tres millones de euros.

Publicar un comentario