Buscador de noticias

Translate

21/10/13

Egusquiza y su visión de Wagner


Parsifal-de-Rogelio-de-Egusquiza-detalle

El Museo del Prado presentará en noviembre 'El Mal se desvanece', una exposición que reunirá las pinturas que Rogelio de Egusquiza (Santander, 1845 - Madrid, 1915) realizó sobre 'Parsifal', la última ópera de Richard Wagner (Leipzig, 1813 - Venecia, 1883). Este año se celebra el segundo centenario del nacimiento del compositor, por eso el Prado ha querido sumarse a la celebración con esta muestra.


Rogelio de Egusquiza se consideraba un gran admirador de la obra del compositor alemán. Es por ello que realizó una serie de obras que giraban en torno a Parsifal. Este conjunto de pinturas, dibujos y estampas, que fue donado por el propio pintor cántabro en 1902, se expondrá por primera vez en el Museo del Prado.

El repaso que Egusquiza hace a través de sus pinceladas a Parsifal constituye un testimonio singular y sorprendente del extremado misticismo heroico que caracteriza al universo wagneriano. Estas obras del cántabro se convierten en uno de los más interesantes ejemplos del simbolismo europeo.
Admirador de Wagner

Rogelio de Egusquiza desarrolló su arte en pintura, escultura y grabados. Discípulo de Francisco de Mendoza, se formó en la Escuela de Bellas Artes de París. Su carrera empezó con lienzos históricos, que dieron paso a retratos de alta sociedad y escenas de género. Llegó a formar parte de un grupo de artistas muy influenciados por el legado de Richard Wagner. De esa época datan trabajos suyos donde se aprecia una nueva concepción del arte como vehículo místico y sacralizado.

En 1902 donó al Museo de Arte Moderno de París una serie de dibujos y grabados que pasaría al Museo del Prado en 1971. Estas obras, representadas bajo una luz cenital, destacan por su actitud de recogimiento y concentración espiritual.

Fuente Hoyesarte.
Publicar un comentario